Segunda negativa de Alcoa a retirar el ERE y cumplir con la normativa europea de plazos de presentación

El comité de empresa de Alcoa en Avilés se reunió en solitario con la compañía en Madrid, en la segunda de las reuniones convocada por la multinacional aluminera para tratar el cierre de las plantas de Avilés y A Coruña y comenzar a tramitar el ERE de extinción. El encuentro, al que no ha acudido el comité de A Coruña, ha durado apenas unos minutos. Los trabajadores se han mantenido firmes en su respuesta a la compañía: “nos hemos sentado esperando a que la empresa nos dijera que iba a retirar el Expediente de Regulación de Empleo y que iba a cumplir con la normativa europea con respecto al periodo de información al comité europeo. No ha sido así, se ha mantenido en sus trece y nos ha transmitido la firme convicción que tiene la compañía de cerrar las dos plantas y despedir a toda la plantilla y al resto de trabajadores que trabaja indirectamente para ellas. Así que no teníamos más que hablar y nos hemos levantado”, relata Sergio Sobrido, secretario general de la Sección Sindical de USO en Alcoa-Avilés.

Los siguientes pasos a tomar son ahora “seguir reclamando al Gobierno central que inste a la compañía a reconsiderar su posición y que paralice el ERE mientras se busca una alternativa en el mantenimiento de la actividad industrial. En el plano judicial, para el 19 de noviembre está fijada en Rotterdam, en Holanda, la vista por la demanda interpuesta por el comité europeo”, continúa Sobrido, quien no se olvida de recalcar “la importante manifestación que recorrerá las calles de Avilés el jueves 8 de noviembre, desde las 7 de la tarde, partiendo de la Casa Sindical. La ciudad de Avilés y toda Asturias está volcada con nosotros, nos lo ha demostrado desde el primer minuto, nos ha sobrepasado la solidaridad y se va a ver en la manifestación. Además, vienen autobuses desde A Coruña y San Ciprián, se estima que puede haber unas 100.000 personas en Avilés, probablemente se convierta en la manifestación laboral más numerosa del año”.

Los compañeros de USO en Alcoa Avilés estuvieron acompañados en la reunión de Madrid por el secretario general de USO, Joaquín Pérez; la secretaria de Comunicación y Estudios Sindicales, Laura Estévez; y el secretario de Acción Sindical y Salud Laboral de FI-USO, Raúl Montoya. “Esta camiseta amarilla se ha convertido en un símbolo de lucha de los trabajadores y de la sociedad contra los atropellos de una multinacional que en esta ocasión se llama Alcoa, pero que hemos vivido muchas veces con otros nombres. La organización al completo está al servicio de estos compañeros que está peleando contrarreloj por defender sus puestos de trabajo”, manifiesta Joaquín Pérez.

En el plano político, las pasadas reuniones en el Congreso de los Diputados han comenzado a dar sus frutos: el Grupo Parlamentario de Ciudadanos ha registrado una pregunta parlamentaria al Gobierno sobre cómo va a garantizar la presencia de USO en las negociaciones de Alcoa. Pedro Ayllón, secretario general de FI-USO, manifestó en las reuniones la molestia del sindicato por escuchar continuamente por parte de la ministra de Industria, Comercio y Turismo la necesidad de unidad de acción, cuando en la primera y hasta ahora única reunión con la ministra de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social la Federación Industria de USO fue excluida de la invitación, a pesar de tener por entonces la presidencia rotatoria del comité de Avilés.