La Fundación para la Prevención de Riesgos Laborales discrimina una año más a la USO

Como en convocatorias anteriores, el patronato de la Fundación para la Prevención de Riesgos Laborales ha denegado sistemáticamente la asignación de recursos para las Acciones Indirectas Territoriales y Directas correspondientes al ejercicio 2012 a los diez proyectos presentados por la USO desde diferentes Comunidades Autónomas.

 

En las denegaciones no constan los motivos a partir de los cuales se ha procedido a la exclusión total de USO, simplemente se ha argumentado, al igual que en 2010 y 2011, que “a la vista de las solicitudes recibidas y de los recursos disponibles” no ha sido posible su aprobación. Por lo que desde USO denunciamos que la concesión de estas acciones se ha realizado hasta el límite de la dotación presupuestada; es decir, que las organizaciones solicitantes, y a su vez miembros del Patronato, que son juez y parte en todo el proceso, afinan la cuantía de sus proyectos al céntimo hasta llegar a la cantidad límite presupuestada. Desde USO denunciamos que, desde la FPRL, no se tiene en cuenta criterios como, la calidad o la necesidad de los proyectos para asignar los recursos.  

 

 

El patronato que rige la Fundación y designa los recursos de la misma, lo forman, la Administración Pública y representantes de la patronal y de los sindicatos CC.OO, UGT, CIG y ELA. Precisamente, son estos sindicatos (a excepción de ELA), junto con la Patronal los únicos beneficiarios de los recursos para llevar a cabo las Acciones Indirectas Territoriales y Directas de la Fundación.

 

La finalidad de la Fundación para la Prevención de Riesgos Laborales es la promoción, especialmente en las pequeñas y medianas empresas, de actividades destinadas a la mejora de las condiciones de seguridad y salud en el trabajo. Estas actividades se financian un porcentaje  de los excedentes de la gestión de las Mutuas de Accidentes de Trabajo y Enfermedades Profesionales de la Seguridad Social, es decir, con dinero público. La gravedad de estos hechos aumenta, si se tiene en cuenta que estos fondos públicos se destinan  a un ámbito como es el de la seguridad y la salud laboral. Asunto que afecta a la totalidad de los trabajadores, con total independencia de la afiliación a un sindicato u otro. Para al USO, esta debe ser una materia abierta en la que exista la mayor participación posible y consensuada de todos los agentes afectados, en beneficio de la prevención, la lucha contra la siniestralidad laboral y el desarrollo de la cultura preventiva

 

Desde la USO seguimos denunciando que el significativo reparto porcentual del total de los fondos asignados, 45,66% Patronal, 26,76% UGT, 26,62% CCOO y 0,96% CIG, hace sospechar que se vuelve a producir la denuncia el Tribunal de Cuentas en su informe sobre la Fundación para la Prevención de Riesgos Laborales, es decir, “la existencia de un reparto previo del importe de la dotación inicial aprobado por el Patronato de la Fundación, no previsto legalmente”, que vulneraría los principios de concurrencia, transparencia, igualdad, objetividad y no discriminación.

 

La USO continua exigiendo al Ministerio de Empleo y Seguridad Social y al Congreso de los Diputados que tomen medidas al respecto, velando porque los fondos públicos destinados a la seguridad y salud laboral que gestiona la Fundación para la Prevención de Riesgos Laborales, se distribuyan realmente bajo los principios de transparencia, concurrencia, igualdad y no discriminación.

 

Image 

 

 

                Importe total Indirectas Territoriales: 16.605.733,98€