Inspección de Trabajo da la razón a USO en su denuncia contra SSG en Guadalajara

La Inspección Provincial de Trabajo y Seguridad Social de Guadalajara ha dado la razón a USO Castilla-La Mancha, tras denunciar en enero de 2018 las deficiencias en materia de riesgos laborales en las bases y vehículos del servicio de transporte sanitario terrestre en la provincia.

Tras varios requerimientos efectuados a la concesionaria del servicio, Servicios Sociosanitarios Generales (SSG), llevados a cargo durante el pasado año y el primer trimestre de 2019, la Inspección de Trabajo ha emitido una resolución en la que se confirman los incumplimientos en materia de prevención de riesgos laborales, de convenio colectivo, retrasos en el pago de salarios y diferencias de cotización.

Concretamente, en cuanto a riesgos laborales, Inspección requiere la actualización del plan de evaluación y planificación preventiva de todas las bases, con inclusión de riesgos biológicos y medidas de coordinación con SESCAM, incluyendo la evaluación de ambulancias. Además, se inicia procedimiento sancionador por falta de entrega de EPIS, con carácter previo al inicio de la prestación de servicios.

En materia laboral, Inspección de Trabajo ha iniciado otro proceso sancionador, promoviendo tres infracciones laborales por incumplimiento de convenio colectivo en materia de falta de negociación de calendario laboral, cuadrantes y vacaciones, así como el incumplimiento de convenio por sobrepasar las 10 jornadas mensuales establecidas en bases a tres, y el establecimiento de bases a tres, en bases no recogidas en convenio.

Por último, en materia de retrasos en el pago de salarios y diferencias de cotización, continúan abiertas las actuaciones inspectoras.

“Estamos contentos con la resolución emitida por Inspección de Trabajo y esperamos que la empresa cumpla con esta, y que no haga caso omiso como con la decisión emitida por los contratos en prácticas en fraude de ley”, considera María Notario, secretaria general de USO en SSG.