Los trabajadores de Zener y las contratas de Telecable llevan sus reivindicaciones a Euskaltel

Los trabajadores de Zener Norte, Zener Comunicaciones y Madison, contratas de mantenimiento, instalaciones y atención al cliente de la tecnológica asturiana Telecable, han llevado hoy su protesta por los despidos y la incertidumbre laboral a partir del 31 de diciembre a la sede de la nueva dueña de la empresa, Euskaltel. Más de un centenar de trabajadores se han concentrado delante de la sede del grupo en Derio, Bizkaia, y le han entregado una carta al director general de la compañía vasca, José Miguel García, solicitando una reunión para pedir la inclusión de la cláusula de subrogación en la próxima licitación de los servicios, que entrarán el 1 de enero.

Zener Norte, donde USO es el sindicato mayoritario, ha secundado hoy la huelga al 100%, jornada de paro que se repetirá el lunes, cuando la concentración se llevará a Oviedo, a las puertas de la Junta General del Principado, a las 11:30. También Zener Comunicaciones ha secundado hoy la jornada de huelga que habían convocado en la empresa. En la que en su día era empresa principal, Telecable, los trabajadores, que no estaban llamados a huelga, se han concentrado de nuevo frente a la sede de Gijón tras conocerse siete nuevos despidos y la externalización de un nuevo servicio. Moverá a 24 trabajadores de plantilla a la empresa china ZTE, con la que Euskaltel ya trabaja en Galicia.

La plantilla de Euskaltel, por su parte, ha salido del edificio durante su período de descanso para unirse a la concentración de los trabajadores asturianos. Ha destacado el presidente del comité de la empresa principal que “habéis tenido que venir desde Asturias para que seamos conscientes de la situación del grupo en su conjunto”. No en vano, ayer mismo se anunciaron 25 despidos en la propia Euskaltel.

Juanjo Estrada y Víctor Sánchez, secretarios generales de las Federaciones de Industria de USO-Asturias y LSB-USO Euskadi respectivamente, han destacado “que hay que actuar en conjunto, no se puede hablar de este conflicto como el de la empresa Zener, la empresa Telecable o la empresa Euskaltel. Estamos atendiendo a un desmantelamiento de empresas tecnológicas punteras por el método del goteo, de despidos y externalizaciones de unos pocos trabajadores a cada poco tiempo para no plantear un ERE que los obligue a sentarse con nosotros, a enfrentarse a la negociación colectiva.

Las plantillas de Zener, por su parte, han querido trasladar a los compañeros de LSB-USO Euskadi el apoyo recibido y su acompañamiento, al igual que el de FI-USO Asturias en el viaje.