Delegados y afiliados de USO se concentran frente a SSG-Guadalajara por el acoso laboral y sindical

Trabajadores, afiliados a USO y delegados de nuestro sindicato en la concesionaria del servicio de transporte sanitario en Guadalajara, SSG, se han concentrado frente a la base alcarreña de la empresa para denunciar el acoso laboral y sindical al que son sometidos varios trabajadores por el simple hecho de pertenecer a la USO.

“Con ello, intentan limitar nuestra actividad sindical y nuestra libertad para reivindicar nuestros derechos laborales. La asesoría jurídica de USO-Castilla-La Mancha ya ha presentado una demanda de vulneración de derechos fundamentales por los despidos y sanciones en el ejercicio de la lucha sindical, pero también nos hemos personado ante los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado. En concreto, ya contabilizamos seis denuncias frente a la Policía Nacional o la Guardia Civil por amenazas, coacciones, injurias y calumnias”, relata María Notario, secretaria general de USO en SSG.

Los motivos por los cuales se ha despedido a trabajadores en las ambulancias de Guadalajara van “desde haber denunciado que no se reconocía el riesgo durante la lactancia, a no rellenar a facturación a terceros por primar la atención a usuarios, o estar en la base con una camiseta térmica frente al frío, en lugar de la corporativa, cuando la empresa no facilita recambios de ropa en esta época en las que tantas veces volvemos con el uniforme empapado”, continúa enumerando Notario.

Los trabajadores de SSG consideran que esta situación “es insostenible desde que la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha decidió resolver la concesión por los múltiples incumplimientos que finalmente vieron. Por ello, solicitamos que esa rescisión sea inmediata, porque la Junta es la que tiene que velar tanto por los trabajadores como por los pacientes y resto de usuarios de un servicio público esencial para los castellano-manchegos”.